Seguidores

viernes, 9 de noviembre de 2012

Sólo quería recordarte, lo primero, que no te vamos a olvidar. Jamás.
Lo segundo, que si lloramos al recordarte, es de alegría. Por habernos cruzado con semejante persona.
Lo tercero, nunca me he sentido más orgullosa de alguien. Has roto mis esquemas. Pensar que has superado todo eso tú solo no tiene precio. No todos pueden decirlo, pero: eres grande.Lo has sido y lo serás. Mucho.
Has superado todos los obstáculos que se te han ido viniendo encima: la pérdida de memoria,del habla.. y todo siempre con una sonrisa. A pesar de todo lo que tenías encima, conseguías sonreír.
Quiero decirte que, sí,es cierto que no estás con nosotros, de hecho aún no nos acostumbramos a no verte. Al pasar por el pasillo sigo girando la cabeza hacia tu cuarto,la abuela sigue mirando tu cama con alguna que otra lágrima en las mejillas y tus cosas aún están en el armario.
No puedo prometerte deshacerme de ese nudo en la garganta al recordarte y seguidamente alguna lágrima. Pero lo que sí puedo, es que no habrá nadie como tú. Nunca.

No hay comentarios:

Publicar un comentario